jueves, 14 de octubre de 2010

Sobre pitos y abucheos...


Vaya polémica se ha montado con los pitos y abucheos en la Fiesta Nacional y, no es para menos.

Me parece perfecto que si los ciudadanos no están de acuerdo con la gestión de un Presidente, Ministro, Alcalde...protesten, abucheen, piten y hagan lo que sea para demostrarlo pero, todo tiene un límite, todo tiene su momento y su lugar.

Y, durante el desfile, no es ni el momento ni el lugar y, menos, durante el homenaje a los caídos, merecen un respeto y todos tenemos que reconocérselo. No era el día de ZP ni de ninguno de sus Ministros, era el día de las Fuerzas Armadas que se encontraron con una recibimiento nada agradable. Así que, al final, el día de la Fiesta Nacional y de las Fuerzas Armadas ha quedado este año como el día de la Gran Pitada a ZP, un feo recuerdo para un gran día.

Lo que si que no tiene ni momento ni lugar, fueron los signos fascistas que una parte de los protestantes hicieron. ¿Cuándo se darán cuenta que en un Estado Democrático no tienen cabida?